La defensa de Trump interroga a E. Jean Carroll sobre antiguas publicaciones en las redes sociales durante el juicio por violación

El abogado defensor del expresidente Donald Trump continuó el lunes con su contrainterrogatorio de la escritora E. Jean Carroll durante el juicio por su acusación de violación contra Trump, preguntándole sobre publicaciones antiguas de Facebook en las que dijo que era una “gran” fanática televisiva del expresidente. espectáculo “El aprendiz”.

Carroll, cuya demanda alega que Trump la violó en una tienda por departamentos de Nueva York a mediados de la década de 1990 y la difamó llamándolo un ‘engaño’, admitió haber elogiado el reality show en Facebook en 2012, cuando aún se estaba transmitiendo. .

“Yo era un gran admirador del programa. Muy impresionado”, dijo Carroll, de 79 años.

“Nunca había visto una competencia tan enérgica en la televisión, y se trataba de algo que valía la pena, la competencia”, dijo, y agregó que si bien disfrutaba de los competidores y la competencia, no le gustaban las fiestas con Trump despidiendo gente. “No vi esa parte”, dijo.

Carroll dijo que publicó comentarios positivos sobre el programa porque “dos de mis amigos aparecieron en él y quería impulsarlo”.

También se le preguntó acerca de una publicación de 2012 en la que preguntó a las personas si tendrían relaciones sexuales con Trump por $ 17,000 y podrían mantener los ojos cerrados durante el acto.

“Sí”, respondió cuando le preguntaron si había escrito ese mensaje. “Hice varios chistes sobre Donald Trump”.

Carroll también reconoció al abogado, Joe Tacopina, que en las décadas posteriores al presunto ataque en los grandes almacenes Bergdorf Goodman en Manhattan, ella siguió comprando en la tienda.

“No es un lugar al que tenga miedo de entrar”, dijo.

En un intercambio irritable, Tacopina le preguntó a Carroll por qué demandó a Trump, pero no al ex director ejecutivo de CBS, Les Moonves, quien también negó su afirmación de que una vez la agredió sexualmente.

“Simplemente lo negó”, dijo Carroll sobre Moonves. “Él no me insultó ni me molió la cara en el barro como lo hizo Donald Trump”.

Tal como lo hizo el jueves en su primer día de contrainterrogatorio, Tacopina acribilló a Carroll con preguntas sobre por qué nunca llamó a la policía para denunciar el ataque, que según ella ocurrió en 1995 o 1996.

Señaló que en su antigua columna de consejos de la revista Elle en los años anteriores y posteriores al presunto ataque, repetidamente aconsejó a las mujeres víctimas de abuso sexual que llamaran a las autoridades.

“Nací en 1943”, respondió ella. “A las mujeres como nosotras se nos enseña a mantener la cabeza en alto y nunca quejarnos. Prefiero hacer cualquier cosa antes que llamar a la policía”.

En su demanda, Carroll dijo que los comentarios degradantes e insultantes de Trump desde que presentó sus afirmaciones en un libro de 2019 le habían causado “dolor emocional y sufrimiento a manos del hombre que violó, así como un ataque a su reputación, honor y dignidad.”

Tacopina le preguntó si su vida “ha sido fabulosa” desde la publicación de su libro. “Amo mi vida. Lo digo a menudo”, dijo Carroll.

Luego agregó, aunque a menudo dice que su vida es “fabulosa”, “puse una fachada”. “No quiero que la gente sepa que tengo dolor. Me avergonzaría si la gente supiera lo que realmente está pasando”, dijo.

No está claro si Trump testificará en su propia defensa. Los abogados de Carroll dijeron que planean usar su declaración jurada grabada en video para su caso.

En la corte el lunes, Tacopina presentó una moción solicitando la anulación del juicio, argumentando que el juez que preside el caso en la corte de Manhattan, el juez federal de distrito Lewis Kaplan, emitió “fallos injustos y perjudiciales generalizados” contra su cliente.

Kaplan negó la moción.